Home » Proyectos ACR, Reportajes

Essential Top 50 Reggae

Enviado por el 8 agosto, 2011 – 10:28 Comments

Big Tunes Ever by Ragna

Hace unos días publicábamos la lista esencial de Top 50 Big Tunes para Carlos Monty, un encargo que Lalo (coordinador y fundador de la Asociación Cultural Reggae) le había hecho para el Discoforum de las ACR Meetings. Hoy publicamos la misma lista que le habíamos solicitado a Ragna con idéntico fin, elaborar una lista que presentar en el Rototom Sunsplash 2011.

Esta es la lista resultante.

Easy Snappin – Theophilus Beckford
Puente entre el r&b y el ska, este dulce de escasos 3 minutos mantiene todo el espíritu New Orleans sobre aromas ya indudablemente isleños.

Oh Carolina – Folkes Brothers
Rastafari goes Studio. Primera grabación con toques de tambor africanistas, gentileza de Count Ossie y sus muchachos de Wareika y producida por Prince Buster.

Latin Goes Ska – The Skatalites
Toda la sabiduría adquirida como peones en orquestas de jazz, mambo y otras hierbas, volcada en la energética nueva música jamaicana. Es una adaptación del Pachito Eché de Benny Moré, Cuba.

Simmer Down – Wailing Wailers
Para el que suscribe, el ejemplo perfecto del ska vocal hecho con el entusiasmo de la novedad, la juventud ardiente y una vocación totalmente popular.

Carry Go Bring Come – Justin and The Dominoes
El título hace referencia al apelativo que se da a los que tardan nada en revelar un secreto y van por ahí piando de uno. Las forma vocales locales, las temáticas y las realidades cotidianas de Jamaica toman la música.

Judge Dread – Prince Buster
Junto a la serie de temas “Rudies” que si entran, que si salen de la cárcel, sus réplicas y contrarréplicas, la serie de los chicos duros frente al juez, reflejó el estilo rude boy de la era rocksteady y dio para una serie músico-judicial que duró lo suyo.

Loving Pauper – Dobby Dobson
Entrañable tema de amor que lleva incorporado el ingrediente vital jamaicano: “financieramente soy pobre, pero si me amas voy a estar bien”. El rocksteady ya no es solo soul tropical. Se compone y se siente diferente.

Love Me Forever – Carltond and The Shoes
Hito de Studio One. El hermano romántico de los Abyssinians y “Sus Zapatos” armonizan a lo cupido enamorado, sobre una base musical que es una de las cotas creativas más alta cocida en el estudio de Coxsone Dodd. A esto llamo yo buen gusto.

My Conversation – Slim Smith & The Uniques
Precursor del minimalismo extremo que caracterizará el eje básico del ritmo reggae: bajo, batería, un falsette angelical, unos coros soberbios y esas 3 notas de piano cíclicas y sencillas que imprimen el carácter atemporal de este tema.

Bangarang – Lester Sterling & Stranger Cole
Realmente este fue el primer reggae, al estilo intensified como se llamó entonces. Puro ritmo y una breve frase en slang jamaicano: Woman no want bangarang!! a la que sucede una no menos imperecedera frase del saxo alto de “Ska” Sterling.

Israelites – Desmond Dekker
Sáquense el sombrero, éste es el primer hit universal de la música jamaicana que se paseó por el mundo entero camuflado en las listas soul. Hay un antes y un después en la proyección internacional de la música jamaicana tras este éxito.

Feeling Soul – Bob Andy
Otro prodigio que demuestra cómo lo más sencillo y espontáneo -esa frase de órgano casi de feria- casa a la perfección con la seda vocal del gran Bob Andy. El único que registró sus temas aún estando con Coxsone.

Rivers of Babylon – The Melodians
¿Quién no conoce este tema que hasta tocan las charangas callejeras de vientos y tambores en las fiestas mayores? Lo más increíble es que es un tema estrictamente pop cuya letra es el salmo 137 íntegro. Fenómeno digno de estudio (más si quien la populariza es además un grupo de eurodisco, Boney M).

Real Rock – Sound Dimension
¿Qué sería del reggae sin Studio One? Sus ritmos originales han sido rescatados, redefinidos y reinterpretados hasta la saciedad. Es quizás esta base, que popularizó Willie Williams en “Armagiddeon Time”, con el riff de trombón de Vin Gordon y la respuesta al teclado de Jackie Mitoo, la más utilizada no sólo en Jamaica, sino en el mundo entero.

Wake the Town – U Rpy
Nace el rap en toda su esencia: improvisación sobre bases ya existentes, excitación verbal y labia callejera frente al otro supuesto antecedente del género, la black poetry norteamericana. Nada que ver. Demasiado intelectual.

I Am Still In Love With You Girl – Alton Ellis
No es fácil elegir un tema de alguien a quien llaman Mr. Soul of Jamaica. La cuestión es que su base musical, parida en Studio One, ha sido el riddim con mayor éxito comercial internacional. Véase ”Uptown Top Ranking” de Althea & Donna en los últimos 70 o Sean Paul en pleno siglo XXI. A todo esto, Alton Ellis canta de maravilla.

The Harder They Come – Jimmy Cliff
Aunque Jimmy tiene un catálogo de composiciones propias impresionante e inmenso, el tema principal de la película del mismo nombre con que Jamaica se mostró por primera vez al mundo, es sin duda su canción estrella, versionada por decenas de artistas de disciplinas musicales muy diversas.

I Shot The Sheriff – The Wailers
Se me pidió una combinación para confeccionar este listado entre temas cruciales para la música jamaicana y para uno mismo, este cumple todos los requisitos. La versión de Eric Clapton puso a Bob Marley en el mundo y la versión en estudio en “Burnin’¨es excelente con esos coros agónicos, Bob cantando la angustia del texto y los Barrett Brothers con un swing tremendo.

Everything I Own – Ken Boothe
“Cada vez que me escucho, me impresiona lo bien que canto”. Así es Ken Boothe, dueño de un catálogo estupendo de temas. Pero ya que hablamos de canciones trascendentales para Jamaica, este es sin duda su tema estrella a nivel mundial (por la versión de Boy George, glupss!).

Slavery Days – Burning Spear
Mensaje más claro, imposible. Toda la carga de la atormentada historia de la diáspora africana, concentrada en una pregunta desgarrada que se repite y repite y que va dirigida a todos, verdugos y víctimas. Yo he visto a los africanos con cara de pocos amigos apuntando con el dedo a los blancos en el concierto de Winston Rodney en el Razzmatazz de Barcelona.

Conquering Lion – Yabby You
Las listas de éxitos jamaicanas de 1972 están encabezadas por Tito Simon mientras este tema ni siquiera aparece. Pasado el tiempo, ¿quién se acuerda de Tito Simon y cuál ha sido la influencia de este tema de Yabby U que aún hoy forma parte de los himnos de los sounds roots y dub británicos? Esplendor etiópico.

Blackboard Jungle – Lee Perry
Anterior a los estudios Black Ark, el elepé de título homónimo ejecutado entre King Tubby y Lee Perry, está considerado como el primer larga duración del género. El dub, claro.

S90 Skank – Big Youth
La herencia de U Roy se acabará conociendo como toasting, un género que describe el estilo de las rimas de los djs en los años setenta. Entertainers become rastafarians. Big Youth marcó la pauta. Y recuerden, si conducen como un relámpago se estrellarán como un trueno.

Satta Amasa Gana – The Abyssinians
Himno Rastafari Etiópico por antonomasia, Coxsone lo tuvo en un cajón durante años hasta que el trío volvió a grabarlo a mediados de los setenta. Shock popular automático. Se supone que el título es una expresión etíope pero no es cierto, no quiere decir nada en ahmárico.

King Tubby Meets The Rockers Uptown – Augustus Pablo
Yo no sé ustedes, pero el aquí firmante considera esta loca e inspirada remezcla del “Baby I Love You So” de Jacob Miller a cargo de King Tubby, como la cota máxima del dub. Además es el primer dub que escuché. Símbolo y señal.

Legalize It – Peter Tosh
La marihuana ha sido sin duda una seña de identidad asociada al reggae y la que más marcó la aureola de transgresión de la música jamaicana entre la hippie-progresía de los 70. Este es sin duda el himno más contundente y el más conocido en el mundo, ya que titulaba el primer álbum en solitario de Peter Tosh en CBS (¡) tras abandonar The Wailers.

Police and Thives – Junior Murvin
Nadie duda ya que de Black Ark y de las artes mágicas de Lee Perry han salido auténticas joyas. Baste nombrar producciones de Congos, Max Romeo, Susan Cadogan o The Heptones. Sin embargo, dada su repercusión internacional a través de la versión de The Clash, este temazo es el emblema de la casa.

Ballistic Affair – Leroy Smart
El tema rockers por excelencia. Channel  One of course. Tanto The Don con su ataque vocal como los músicos en un ritmo acelerado, intrincado y recio, imprimen la inmediatez y el desconcierto de la temática violenta que abordan.

Cocaine In My Brain – Dillinger
Toasting goes funky. El tema puente entre los originators tropicales y el estilo de los discípulos norteamericanos, une las dos orillas. Sonó en todas las discotecas del mundo. También se editó en single en España con portada explícita. La línea de bajo está tomada del Do It Anyway You Wanna del grupo sonido Philadelphia, People’s Choice.

Now That We’ve Found Love – Third World
Ya que estamos discotequeando en los finales de los 70, este tema rompió moldes en las pistas del baile, cosa que sigue haciendo cuando suena aún hoy. Disco-reggae de muchos quilates que puso a Third World entre los grupos a seguir entre los fanáticos del funky, La original es una balada de O’Jays.

Night Nurse – Gregory Isaacs
Muerto Marley, el debate en la prensa sobre su sucesión quedó abierto, Con un estilo en las antípodas del rey del reggae, yo pensé que lo sería Gregory cuando editó este tremendo álbum cuyo tema de cabecera ha sido también objeto de revisiones extrajamaicanas. No fue así.

Silly Games – Janet Kay
¿Es el reggae UK música jamaicana? En todo caso, el lovers rock británico no deja de ser un estilo específicamente local convertido en fenómeno propio y bien diferenciado dentro del conjunto del reggae, Este tema irresistiblemente pop fue el detonante de este género interpretado en su mayoría por chicas. Produce Dennis “Matumbi” Bovell aka Blackbeard.

Love Fire – Aswad
Ya que estamos en UK ahora, hay que reconocer que Aswad marcaron un estilo propio tremendamente interesante, sobrio y elaborado y quizás el más “jamaicano” del panorama británico. El riddim de este tema es el único no jamaicano en convertirse en un clásico de la música de la isla (“Promised Land” de Dennis Brown, por ejemplo).

Fally Lover – Johnny Osbourne
Creo que Osbourne fue otro de los cantantes que marcó las formas del dancehall reggae de la primera mitad de los ochenta. Y si no es así, pues aprovecho para meter una debilidad personal, Mr. Johnny Osbourne.

Revolution – Dennis Brown
Otro prodigio de sencillez y espontaneidad convertido en clásico. Una improvisación-divertimento en estudio de Dennis Brown y un bajo que juega sólo con tres notas arriba y abajo, se convierten en un himno imperecedero y bandera del repertorio del Príncipe Coronado del Reggae.

Pass The Kutchie – Mighty Diamonds
Gran éxito de los años ochenta, sencillo y simpático sobre el “Full Up” riddim. La versión “drug free” de Musical Youth fue tremendo bombazo internacional con video clip ochenteno y todo. Es tal su éxito que hoy en día las revisiones se llaman Pass the Kuchie riddim. Ya nadie se acuerda del Full Up original de Studio One, pobrecico.

Zungguzunguzungguzeng – Yellowman
Yellowman es más que un artista, es toda una época. Quizás “Nobody Move Nobody Get Hurt”, “Mad Over Me” o “Soldiers Take Over” fueron màs populares en Jamaica, pero Yellowman triunfó en Europa vía Greensleeves con este tema y álbum homónimo.

Here I Come – Barrington Levy
Caso parecido: “Under Me Sensi” es el gran bombazo de Barrington, pero el impacto de “Here I Come” fue también tremendo. Sus versos iniciales “ready or not, here I come” fueron usados para el gran éxito de los Fugees, mientras su autor ha seguido reinterpretándola en diferentes versiones contemporáneas.

Pass The Tu Sheng Peng – Frankie Paul
Este tema es para mí la expresión pura del dancehall reggae con los medios de grabación adecuados, justo antes de que todo deviniera digital. Energético ritmo original de Jackie Mitoo en Studio One (Darker Shade of Black) con tremendo cantante en alegre celebración de la ganja.

Ring The Alarm – Tenor Saw
Quizás es el himno por excelencia de los sound systems. Al ritmo producido originalmente por Rupie Edwards en 1972, Winston Riley/Techniques imprimió en los ochenta un músculo funk al Stalag riddim, en la onda del “Payback” de James Brown, El mensaje toda una declaración de principios, sin contemplaciones.

Under Me Sleng Teng – Wayne Smith
Cualquier cosa que podamos decir de esta producción ya sale en cualquier enciclopedia. Primer disco digital de la música jamaicana. Seguro que todos los instrumentistas a los que jubiló la grabación digital, no estarian de acuerdo para nada en incluirla en esta lista sino en la de más nefastas.

Rumours – Gregory Isaacs
Dennis y Gregory fueron los artistas setenteros que no sólo sobrevivieron al cambio hacia el dancehall reggae sino que triunfaron plenamente en él. Gregory Isaacs arrasó con este Rumours producido por “Gussie” Clarke en un ritmo que es llenapistas instantáneo aún hoy. ¡Y cómo sigue sonando!

Loneliness – Sanchez
Otra de mis debilidades. Sanchez es un paso más allá del lovers rock, es el ídolo de las nenas. Creó un género propio, el del guaperas despechado pero elegante al que toda la audiencia femenina no dudaría en arreglarle el problema. Y casarse con él. Hermanado con el glamour negroide norteamericano a lo R Kelly.

Roots & Culture – Shabba Ranks
La historia de Shabba es la muestra de la crueldad de sus paisanos, que le dieron la espalda. Es para mí el más grande dj del estilo que en una época se conoció como ragga. Con músculo, presencia y autoridad, Shabba puso el dancehall en el mainstream y mostró en sus videos cuál era la “nueva” Jamaica.

Putting Up Resitance – Beres Hammond
Desde que fuera vocalista de los Zap Pow en los setenta, nada se sabía de esta voz de oro hasta que emergió de nuevo ya rozando los 90, devolviendo cierto sentido y buen gusto a la escena jamaicana con este tema que fue éxito rotundo. Hay una versión en combinación con U Roy. Otra de mis debilidades.

Murder She Wrotte – Chaka Demus & Pliers
Sly & Robbie, siempre atentos y por delante, lanzaron esta exitosa combinación cantante/dj, no por edulcorada y comestible menos irresistible. Otro de los temas que triunfaron comercial e internacionalmente, ofreciendo de Jamaica una música lejana al cliché del reggae que corría por los mundos occidentales.

Splashing Dashing – Garnett Silk
‘El señor es mi pastor, nada me falta. Me hace descansar en verdes praderas…”, Con dos narices, Garnett Silk, con su voz de querubín, vuelve a meter los salmos en la música en plena época slackness. Y triunfa. Una gran pérdida de la música jamaicana que por su juventud e intensidad prometía cosas aún más grandes por venir.

Messenger – Luciano
El otro responsable del regreso de la espiritualidad, la calidad y el canto bello en la música jamaicana, con una carrera de altura que trata de mantener el roots en boga y con stándares altísimos. Garganta privilegiada.

Zim Zimma (Who Am I) – Beenie Man
Si el dancehall es entertainment puro, Beenie es el más grande, Tiene un flow tremendo y una actitud dinámica y un comerse el escenario que sólo los que han nacido artistas poseen. Este riddim es para mí la cota máxima de la creatividad del dancehall frío y tecnológico de los 90. A partir de ahí, todo fue hacia abajo.

Look – Bounty Killer
Para mí, el más grande dj de los últimos tiempos. Tiene una autoridad vocal impresionante, un flow que quita el hipo y un timbre que impresiona. Y si encima habla de lo que habla, para ir empequeñeciendo uno por momentos. Gran tema sobre el hiperhipnótico Book riddim que te va atrapando mientras el Killah te cuenta que el mejor amigo que tiene es la pistola que lleva. Gluupss!!

Tags: