Home » Proyectos ACR, Reportajes

Rototom Sunsplash. 23 de Agosto

Enviado por el 24 agosto, 2011 – 20:33 Comments

Poco a poco, sin darnos cuenta, hemos superado al ecuador del festival.

El sexto día en el Rototom supuso uno de los días con mayor afluencia de público registrada hasta la fecha, más de 25.000 personas, y eso que era un martes.

Sin duda, el apellido Marley sigue atrayendo a gran cantidad de público y es que esa misma noche Rita, Ziggy y Ky-mani Marley se darían cita sobre un mismo escenario.

Ya por la tarde, Ky-mani tenía prevista una charla con motivo de su polémico libro Dear Dad que finalmente fue cancelada.

Los venezolanos Jahbafana y más tarde los franceses Rod Anton & the Ligerians se estrenaban en el escenario del Lion Stage. En la Dub Station Blackboard Jungle, propietarios de las potentes torres de sonido que custodian el area destinada al Dub, empezaban a preparar el terreno para recibir a Unitone y al mítico Aba Shanti I.

El Main Stage empezó a llenarse con la salida de los Africa Unite al escenario. El grupo, creado por Bunna y Madaski hace ahora más de 30 años, volvió a demostrar su calidad sobre la tarima del escenario principal del Rototom.

Ziggy era el siguiente en subir a escena, y aunque el hijo de Bob y Rita dispone de cualidades vocales sobradas para ofrecer un buen directo su actitud algo distante y un directo lineal y falto de feeling con el público le restó puntos. Interpretó temas de la época de Ziggy Marley and the Melody Makers, otros más recientes y como era de prever, algunas canciones de su progenitor. Rita, de la esperábamos una actuación completa, solo subió al escenario para realizar a duo junto a su hijo el tema One Love.

Así llegamos hasta la última actuación de la noche del Main Stage con Ky-Mani Marley. Warriors o Hustler son en mi opinión un claro ejemplo del talento de este cantante convertido a actor (Shottas, Haven o One Love) que demostró una mayor entrega que su hermano aunque, al igual que él, no se olvidó de interpretar algunos de los temas de su padre como Trouble in the world,  I shot the Sheriff,  Redemption Song o la masivamente coreada por el público No woman No cry.

¿Que pasaría si los hijos de Marley se dedicaran unicamente a interpretar sus propios temas? Está claro que tanto Ziggy como Ky-Mani lograron una mayor atención del público al poner voz a las melodías creadas por su padre que con su propio repertorio. Pero por otro lado ambos disponen de una discografía y bagaje suficientemente extensos como para poder centrar su show en sus respectivos trabajos.

Pero no toda la música vino exclusivamente del escenario principal, los autríacos Iriepathie, responsables del sello Irie Vibrations, presentaban su nuevo trabajo en el Lion Stage acompañados de la misma banda que actuó junto a Luciano la pasada noche en el Main Stage. Buenos ritmos y un show muy preparado que si bien cojeaba un poco en el terreno vocal, tal vez merecería algo más de atención por parte de un público que apenas acudió al Lion Stage.

Tommy Tronado y sus Golden Singles Band sí que lograron atraer a una mayor cantidad de público al segundo escenario del festival con su Ska instrumental que daría paso a los italianos Train to Roots, que serían los encargados de cerrar este punto del festival.

Mientras, en la Dub Station Aba Shanti I, ya había tomado el cotrol del equipo para trasportarnos, primero con Roots y más tarde al más puro Uk Style, por una sesión que enganchó desde el primer segundo con un público entregado. El británico estubo más comunicativo que en anteriores shows y agradeció en numerosas ocasiones el calor que el público le brindaba cerrando su sesión a altas horas de la madrugada.

Para los que quiseran otro tipo de plan, los alemanes Sentinel vinieron con su dubplate box bien cargado y con la compañia de la cantante Etzia. Por fin el sonido del la Dancehall Area ha mejorado gracias a dos nuevas torres de altavoces, los fieles a este espacio seguro lo agradeceran.

Por último, Ben Gun Mento Band llenaron el Ska Club de ritmos tropicales, calypso y mento para cerrar una nueva noche cargada de buena música.

Texto: Leggo
Fotos: Elia Falaschi y Carlo Crippa

Tags: